Monasterio de Trandeiras

Monasterio de Bon Xesús de Trandeiras | GALICIA MAXICA

El monasterio de Trandeiras en Xinzo de Limia es de uno de esos bienes patrimoniales que luchan como pueden por sobrevivir en el tiempo mientras el olvido y la ruina se apoderan de él.

Iglesia de Trandeiras
La iglesia parroquial es lo único que se ha conservado en buen estado

Aún así, sus restos han llegado hasta nuestros días y podemos admirar los claustros y los restos de las dependencias, como las cocinas, la sacristía, las habitaciones, las cuadras, los graneros y las bodegas, cubriendo una extensión de 1800 m2. La iglesia de una sola nave y cabecera poligonal fue reconstruida después de incendio de 1668 y ha llegado hasta nuestros días como iglesia parroquial.

Portada

Su portada no olvida sus orígenes góticos y se encontraba en sus orígenes cubierta. Antes del incendio el templo se cubría de madera a dos aguas, pero posteriormente se cubrió con una bóveda de cañón sobre arcos fajones. La capilla mallor se cubre con bóveda de crucería propia del siglo XVI.

Su hermosa fachada se compone de una magnífica portada dividida por dos contrafuertes. Las arquivoltas se encuentran perfectamente decoradas con iconografía de la época románica. Adosada a la portada se construyó posteriormente el claustro del monasterio del que hoy solo quedan estos arcos adosados. En el interior de la iglesia se encuentran sepulcros donde se enterraron caballeros de Santiago en el siglo XII.

Son de destacar las pinturas góticas que decoran el altar mayor y su posible riesgo de desaparición si no se toman las medidas oportunas. En él se representa al arcángel San Gabriel y la Virgen María. En la bóveda se representa a Jesús entre los reyes de la época, Juan II de Castilla, Maríad e Aragón y su hijo Enrique, futuro rey (Enrique IV). Estos frescos fueron creados para conmemorar el año santo xacobeo del 1434.

De admirar son las ruinas de los claustros y dependencias que se encuentran en estado de abandono en el monasterio anexo. Sin embargo su estado es deplorable y muchos de sus muros amenazan con caerse por lo que debemos tener cuidado por donde pasamos.

No debemos perdernos el jardín con el estanque, la pila, la fuente de piedra y la fuente excavada en la roca que se abre con un arco de medio punto, donde se encuentra un canal subterráneo que lleva el agua hasta una pequeña piscina dedicada al regadío de los campos. Estas fuentes a su vez recogían el agua mediante un canal construido en bloques de piedra dispuestos en hilera que llegaban hasta una mina de agua situada unos 100 metros más arriba.

Según la leyenda, la Virgen se apareció a un vecino en este lugar. Ella le dijo que debía construir aquí una iglesia para su advocación. Debió suceder allá por el siglo XIV o XV, pero no es hasta el XVI cuando se decide construir el convento, concretamente en febrero de 1520. Antes de acabarse ya habitaban en él unos monjes y un guardián. En el año 1668 el edificio fue pasto de las llamas, lo que propició su decadencia. Sin embargo no fue hasta la invasión francesa cuando se abandonó el convento. Estos destrozaron el monasterio y asesinaron a varios religiosos.

Desde el monasterio podremos ver próximo a este la esbelta Torre da Pena, vigilante antaño de la desecada Lagoa de Antela.

Más fotos

MAPA – LOCALIZACIÓN

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Una idea sobre “Monasterio de Bon Xesús de Trandeiras | GALICIA MAXICA”

Suscríbete solo con el correo electrónico!
Happy Galicia Máxica