Iglesia de Montecelo

Ruinas – Iglesia de Sta. María do Camiño en Montecelo

Probablemente sean muchos los que conocen la fabulosa iglesia de San Paio de Diomondi, una joya del románico. Pero quizás sean pocos los que sepan de la existencia de las ruinas de la secular iglesia de Santa María do Camiño, situada a tan solo 400 metros de la de Diomondi, en la aldea de Montecelo.

Arcos del interior

A pesar de que está junto el Camino de Santiago, la verdad es que no es sencillo ver las ruinas de la iglesia de Montecelo, ya que en el momento de nuestra visita (julio 2022) el lugar daba pena. Las silvas invadían el interior y la basura se acumulaba en sus muros, por no decir la maquinaria industrial abandonada junto a ella. Quizás, lo menos malo era ver las gallinas intentando limpiar el suelo, pero por lo visto tienen mucho trabajo.

Fachada de la iglesia en Diomondi

Y eso que es parte de la Ribeira Sacra y paso de un camino de peregrinaje de gran importancia, el Camino de Invierno, que en esta etapa une Monforte de Lemos y Chantada. No debemos olvidar lo más importante, la iglesia antigua de Montecelo está incluida en el registro de bienes de interés cultural integrantes del paisaje cultural de la Ribeira Sacra, según la página 19548 del BOE del 28 de febrero de 2019.

No es necesario una reconstrucción, ni un gasto desorbitado de miles de euros. Una limpieza periódica, y si procede, un acondicionamiento de los viejos muros para evitar desplomes, nada más. No se pide tanto, más que una pequeña puesta en valor.

La iglesia de Montecelo era conocida como Iglesia de Santa María do Camiño. Por lo visto había una capilla en el 1625 para oficiar misas y actos religiosos esporádicos en el lugar que ahora ocupan las ruinas de la iglesia. Años más tarde, entre 1720 y 1750 se construyó la nueva iglesia, que son los restos que vemos hoy. Aún se puede apreciar la planta de cruz latina, cuyos cuerpos se separaban por los arcos que se conservan.

La malograda fachada de la actualidad, nos deja entrever su estilo barroco, con una gran puerta adintelada y una hornacina que cobijaba la figura del santo. No sabemos si tenía espadaña con campanario, aunque es muy probable debido a su estilo.

El abandono de la iglesia comenzó en la segunda década del siglo XX, ya que el llamado «Camiño dos Codos de Belesar» perdería importancia al construirse la carretera que unía Monforte y Chantada en el año 1925.

Cruceiro de Montecelo

En las inmediaciones de las ruinas de iglesia de Montecelo veremos también un cruceiro, el cual por suerte parece mantenerse en buenas condiciones.

Esperemos un futuro mejor para estas ruinas de la iglesia de Santa María do Camiño, que como dijimos no necesitan una inversión millonaria para recuperar la memoria del camino de invierno y de la aldea de Montecelo.

Bibiliografía

Más fotos

Mapa – Localización

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.