Castaño de Entrambosríos

Castaño – Castiñeiro de Entrambosríos

Dentro de la Ribeira Sacra existen un sinfín de monumentos artísticos con varios miles de años de historia a sus espaldas. Castros, mámoas, iglesias, monasterios, arquitectura popular y socalcos para la plantación de la preciada vid, resisten el paso de los siglos. Pero uno de los que más destaca no es de piedra y además está aún vivo después de más de 700 años.

Castiñeiro de Entrambosríos

Hay monumentos en Galicia que deben ser tratados de una manera especial y más, como decimos, si se trata de un monumento vivo de la naturaleza. El castaño o castiñeiro de Entrambosríos de Parada de Sil es quizás uno de los seres vivientes más sorprendentes y espectaculares de toda Galicia. Le debemos respeto, le debemos una protección seria y al verlo os daréis cuenta.

Castaño de la Ribeira Sacra

El castaño de Entrambosríos se localiza en el concello de Parada de Sil, dentro de la parroquia de Chandrexa. Este gran castaño centenario se encuentra bajo un bosque (souto) de decenas de castaños con cientos de años a sus espaldas, aunque este por su magnitud, da la impresión de ser el padre de todos ellos.

Rama del castaño centenario

Llegar a las proximidades de este gigantesco castaño impresiona y más cuando pensamos que su existencia se pierde entre luchas feudales de la Edad Media. Al verlo, al tocarlo, nos sentimos poca cosa al lado de él. Él ha alimentado con sus castañas a decenas de generaciones, muchos quizás le deban incluso la vida. Las hojas y ramas de este castaño centenario han dado y siguen dando refugio y sombra a miles de animales y personas a lo largo de cientos de años.

Su corteza desprende sabiduría, ha visto durante siglos a personas crecer, enamorarse, emigrar o morir. Y él sigue ahí, dando la impresión de no inmutarse por nada, aparentemente ajeno a nosotros. La verdad es que el castaño de Entrambosríos transmite la sabiduría que ha almacenado durante cientos de años.

La edad del Castiñeiro de Entrambosríos de la Ribeira Sacra se estima en aproximadamente 700 años. Se encuentra, como decíamos, a unos 200 metros de la localidad de Entrambosríos, curioso nombre que describe la situación entre dos valles de esta pequeña localidad de Parada de Sil. Bajo sus gigantescas ramas queda empequeñecida una construcción de piedra también centenaria que nos recuerda a un sequeiro, construcción para el secado y posterior conservación de las castañas.

Árbore Senlleira

Esperamos que le sirva la protección dentro del catálogo de Árbores Senlleiras de la Xunta de Galicia con el número 112A.

Medidas del Castaño de Entrambosríos

Este Castanea sativa Mill. tiene una altura de más de 16 metros, un diámetro de copa de 18 y un espectacular perímetro de tronco de casi 10 metros.

Souto de Entrambosríos

En las proximidades de él existen decenas de gigantescos castaños formando un hermoso souto que aún siguen siendo aprovechados para la producción de castañas, un alimento tradicionalmente unido a la cultura de la Ribeira Sacra.

Molinos

También podremos ver junto a las aguas y bajo el frondoso bosque que forma el regato, varios molinos harineros recuperados y que junto a los castaños conforman un paraje excepcional y único.

Molinos de Entrambosríos

Cómo llegar

Nosotros hemos llegado desde Parada de Sil circulando por la carretera OU-0605 en dirección este (valle arriba). Exactamente a 4,4 km del centro de la localidad de Parada de Sil toca coger una desviación de casi 360 º a la izquierda que desciende hacia el valle del Rego do Batán y hacia Entrambosríos. Atentos, ya que a unos 750 metros a la derecha y bajo el souto se encontrará el espectacular castaño de Entrambosríos.

Puente

Más fotos

Mapa – Localización

1 comentario en “Castaño – Castiñeiro de Entrambosríos”

  1. Josè Luis Alvarez

    Fotos preciosas, que maravilla, cuanta historia de generaciones guardan, yo conozco algunos castaños también centenarios que casi todos están dañados por descargas eléctricas por rayos, estos están de auténtica postal, muchas gracias por publicarlas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *