O Pico Sacro | GALICIA MAXICA


(Más fotos aquí)

El legendario Pico Sacro llama la atención de todo aquel que ponga la mirada en su silueta. Así ha sido a lo largo de la historia para todos los habitantes y caminantes que recorrían la comarca y que divisaban O Pico desde una distancia de 30 km a la redonda. El motivo de ser una cima aislada hacía que sea un referente para los peregrinos que recorrían la Via de la Plata y para muchos otros que recorrían algún camino portugués en su viaje a Santiago. Por algo, la cima del Pico Sacro es el primer lugar desde donde se divisan las torres de la iglesia de Santiago de Compostela y eran muchos los que decidían subirlo, no solo por esto sino por las fantásticas cualidades mágicas que desprendía esa montaña. Hay un dicho que cuenta que aquellos que deseaban sanar alguna enfermedad se situaban en un lugar desde donde se divisara el Pico Sacro y allí depositaban un pedazo de pan y recitaban lo siguiente: “Pico Sagro, Pico Sagro, sáname deste mal que eu traio”. La cima del Monte Sagro fue desde siempre un lugar apropiado como punto de vigilancia por ser una referencia y un lugar estratégico desde donde se divisaban varias vías de comunicación que unían el interior con la capital y la costa. Por ello se tiene constancia de un ocupamiento desde el siglo X, cuando el Obispo Sisnando ordenó construir en su cima la capilla y monasterio de San Sebastián. Esto no quiere decir que antes nos existiera ningún punto franco o atalaia defensiva por los motivos antes citados.

A pesar de que conocemos diferentes restos prehistóricos en sus inmediaciones, tales como grabados rupestres y diversas mámoas, no sabemos de la existencia de algún emplazamiento castrexo, dato que causa extrañeza, sabiendo que muchos montes estratégicos de estas características eran habitados por estos pueblos. Quizás el misterio que envuelve hoy esta cima, fue el mismo que evitó que estos se establecieran en su pico. Sabemos por varios documentos que en el siglo XV se construyó una fortaleza conocida como la del Montesagro. En la cima se pueden observar diferentes rebajes en las piedras y un gran algibe excavado en la roca. Pero uno de los motivos que más ha atraído la atención de los investigadores es la existencia de una cueva que recorre las entrañas del Pico. Este Burato dos Mouros ha sido uno de los motivos más influyentes de las más diversas fantasías que se han creado alrededor del Pico Sacro. Esta cueva se cuenta que fue construída por los romanos para la búsqueda de oro, pero según los estudios del Grupo Espeleolóxico Mauxo, que realizó en la primera década de siglo, se sabe que se trata de una cavidad natural que comienza en el aljibe del desaparecido castillo y que en forma de pozo desciende casi 30 metros. Existen varias entradas que revisten gran peligro para todo aquel que no tenga conocimientos en espeleo o en escalada. Según viejos documentos de antiguas expediciones cuentan que el pozo podría tener más de 120 m de profundidad y que se comunicaba con otra cueva situada a unos cinco kilómetros, en un lugar conocido como O Paso, donde se situaba el monasterio de San Xoán da Cova. Por este estrecho paso creado también en cuarzo discurre el río Ulla. Dicen que os mouros traían a beber a sus caballos aquí por la cueva y también que si se soltaban aves en la Sima do Pico saldrían por este lugar distante. Lo cierto es que los investigadores sólo han localizado una sima de 30 metros desde su punto más alto y que su punto más bajo no hay más que miles de piedras y adoquines que fueron depositados aquí según la tradición para matar al dragón o la serpiente ilicina y que podrían ocultar algún paso desconocido.

Por eso, os recomendamos que esta tradición no se cumpla pues no vamos a matar a ningún dragón y lo que vamos a hacer es colaborar para taponar las huellas y leyendas que todavía se podrían encontrar ocultas. Se cuenta que a mediados del siglo XX, existía en el Burato dos Mouros un altar del que hoy no queda rastro.

Otro de los elementos más llamativos del monte es la conocida como Rúa (calle) da Raíña Lupa, un profundo y estrecho paso creado artificialmente en la roca y que divide la montaña en dos y que podría haber sido construído para dar acceso a la entrada de la cueva, el lugar conocido como el Pazo de la Reina Lupa. No obstante, la construcción de este paso se antoja casi innecesario, si tenemos en cuenta la gran labor de cantería realizada que se podría haber evitado por no revestir grandes dificultades el ascenso al pico. Por eso, este tajo es un misterio y desconocemos su verdadera función, aunque existan leyendas que se la atribuyan a la fuerza de la espada de algún gigante.

Varios son los motivos que han llevado a considerar el montículo como sagrado y mágico. En Galicia veremos cantidad de sierras formadas con grandes moles de rocas graníticas y de pizarra. Sin embargo el Pico Sacro se levanta en forma de mazizo compuesto casi en su totalidad de cuarzo a medio cristalizar. Esto confiere a la montaña un aspecto “diferente” en cuanto a su reflejo del sol, de la luna, de la lluvia, de los rayos … se dice que incluso la cima dispersa las tormentas. Esto y la existencia de una cueva que recorre las entrañas del Pico han generado innumerables leyendas e historias. Desde templos prehistóricos, leyendas de la Raíña Lupa, del Apóstol, de mouros, de gigantes, de serpientes, de bestias … muchas han sido la historias que han enriquecido la historia mágica de este macizo de cuarzo.
Dicen que la Reina Lupa es un personaje legendario que según varios escritos, como el famoso Códice, sitúan su palacio en la cima del Pico Sacro y sus tierras en los alrededores. La leyenda cuenta como los portadores del cuerpo del Apóstol pidieron a la Reina Lupa un lugar para poder enterrar el cuerpo y esta los envió al Promontorium Nerium, lugar del Ara Solis. El sacerdote de este templo apresó a los discípulos pero gracias a un milagro pudieron escapar y el puente del Tambre el cual habían rebasado se destruyó a su paso, dejando libres de nuevo a los portadores del cuerpo. La reina Lupa ofreció a estos de nuevo un lugar donde pacían bueyes mansos que podrían trasladar el cuerpo que milagrosamente había sido recubierto con un sepulcro de piedra. Sin embargo en este lugar no había animales mansos, sino bueyes salvajes y un fiero dragón que atacó a los discípulos. Estos con la “Señal de la Cruz” hicieron que las fieras se amansaran y les ayudaran en el porte del Apóstol. La Reina Lupa, sorprendida, se convirtió al cristianismo y ofreció un lugar para el entierro de Santiago. Este no era más que un mausoleo romano construído para la sepultura de una sobrina de la reina y para ella misma y que en un futuro daría paso al Campus Stellae, lugar de aparición de la tumba del Apóstol.

La verdad es que el también conocido como Monte Illicinus (el que seduce) ha sido siempre morada para diferentes tipo de gentes pero todos con una corta estancia. Es probable que las duras condiciones de los 532 m de altura y de su solitaria situación, propiciaran que la supervivencia allí fuera difícil y que antes o después abandonaran este punto. Mismo los monjes descendieron al lugar conocido como San Lourenzo da Granxa, ermita construída en la falda del monte y que quizás aprovecharían para ampliar cultivos y practicar ganadería. Para acceder al Pico existe una carretera que nos conducirá directamente a un parking donde podremos dejar el vehículo. A muy escasa distancia está la ermita de origen románico de San Sebastián, donde se realiza una gran romería el 20 de Enero y  el último domingo de Mayo. Existen unas escaleras para llegar a la Rúa da Raíña Lupa y para ascender hasta la cima donde se encuentra el vértice geodésico y así obtener unas espectaculares vistas de la Comarca do Ulla, de las tierras de Santiago y del Val da Mahia.

Para finalizar decir que la extensión del Pico Sacro abarca los concellos de Boqueixón y Vedra, aunque su cima y su mayor extensión se localiza en el primero de ellos. Para saberlo todo sobre las leyendas la historia del Pico Sacro se ha creado un centro de interpretación en Cachosenande (Lestedo) (Tlf. 981 513061).

Para aquellos que no pueden acercarse se momento hasta el legendario Pico podemos descargar este pdf creado por el Club Espeleolóxico Mauxo donde se os cuenta gran parte de la historia del Pico y sobre todo de la cueva de cuarzo que recorre el Monte Sacro.

Localización – Mapa

Deja un comentario