corvo25252025252826252529

Niño do Corvo y Cabezo Gordo | GALICIA MAXICA

(Más fotos aquí)

En los límites de los concellos del Rosal y de Tomiño se localiza una serie de pequeñas montañas que se levantan a una altura de unos 300 m. La cresta de estas montañas forman el límite político entre estos concellos, pero como la entrada por carretera es desde Tomiño, lo consideraremos situado en este último municipio. Se encuentra en un lado del gran valle que forma el Río Miño y que divide a España de Portugal. Además su separación con los Montes do Rosal, a consecuencia do Val do Tamuxe, hacen de este un enclave aislado de otras sierras y un lugar estratégico para poder observar maravillosas vistas y una panorámica sorprendente.


Uno de estos montes se llama O Niño do Corvo cuya traducción significa “nido del cuervo”. Se eleva hasta 312 m y sobre su superficie se han instalado una serie de antenas de tv y telefonía. Muy cerquita de este, a unos 500 m cara al sur se encuentra otra loma, que es la más elevada de la zona y que alcanza los 317 m. Es el llamado O Cabezo Gordo, donde se ha construído un hermoso mirador. Desde este se puede observar los Montes do Rosal y O Val do Tamuxe hacia el Oeste.

Pero lo mejor, son las vistas que ofrece hacia su vertiente Sur; Gran parte del valle bajo del gran río Miño se puede divisar desde aquí. Veremos su desembocadura en el Atlántico, así como el famoso monte Santa Tecla, con A Guarda a sus pies. Al otro lado del Miño observaremos el país vecino con Camiña y Vilanova de Cerveira. Veremos las islas que se forman en el curso final del Miño, como la de Goián, la Vaqueriza o la Illa Canosa en A Guarda.
Aunque la visita a este lugar ha de ser a propósito, aconsejamos su visita para poder maravillarnos de todo el curso bajo del Río Miño.

Localización – Mapa

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete solo con el correo electrónico!
Happy Galicia Máxica

Recibirás un correo para confirmar la suscripción