Faro Silleiro

Cabo Silleiro

Se puede considerar este cabo Silleiro como un extremo de la bocana de la Ría de Vigo que junto con Cabo Home conforman los dos extremos. La Islas Cíes serían como la prolongación de este cabo, cerrando y protegiendo la Ría. A muy poca distancia de la histórica villa de Baiona, podemos encontrar este enclave que, por su estratégica situación, hace de él un interesante punto que no debemos dejar de visitar. En sus proximidades, además del entorno natural, podemos encontrar los restos del faro antiguo (1862), el nuevo, diversos miradores y las ruinas del antiguo cuartel militar, el cual conserva sus baterías.

Cabo Silleiro

Es recomendable entrar por Baredo, donde se encuentra la ruta de los molinos del Río Fraga. Continuaremos hacia Cabo Silleiro y pasaremos junto una buena área recreativa, habilitada con parque infantil, barbacoas y mesas. Ascendiendo por la carretera unos metros, nos detendremos en el Mirador do Silleiro, para deleitarnos con las fantásticas vistas. Más adelante nos llamarán la atención las ruinas del antiguo cuartel militar, que pretendía servir de defensa de la costa en la primera mitad del siglo XX.

Faro antiguo
Faro antiguo

Dejando este, pasamos junto al Faro do Silleiro, con su colorido característico a rayas blancas y rojas. Se encuentra a una altura de 85 m sobre el mar y su linterna se sitúa a 30 m del suelo. Su luz blanca centellea cada 15 segundos y su alcance es de 35 millas naúticas, o lo que es lo mismo casi 65 km, ya que la milla naútica equivale a 1852 m.

El faro fue inaugurado en 1924, la misma fecha de las baterías situadas en el cuartel. Su lámpara original contaba con 1500 w para pasar a otra de 3000 w posteriormente. En la década de los 50 se le acopla una lente que lanzaba un haz aéreo con un ángulo de 70 grados, convirtiéndonse así en un aerofaro. También fue radio faro, formando una cadena con los faros de los cabos Vilano y Fisterra, en “A Costa da Morte”. En 1932 el faro de Cabo Silleiro comienza a funcionar con electricidad dejando así el petroleo. Este faro sustituyó al antiguo que se localizaba en la punta del cabo y del cual quedan algunos restos. La luz de este alcanzaba 17 millas naúticas y databa de 1862.

Al dejar el faro, veremos a nuestra derecha los ya históricos cañones del cuartel militar, escondidos sobre la falda de la montaña, orientados a la bocana de la ría. Los mismos están, comunicados con el cuartel por medio de pasillos subterráneos abovedados.

Faro de Cabo Silleiro

Un poco más abajo llegaremos a la general, a la que hay que atravesar para llegar hasta la parte más occidental del cabo, a pie de mar. Una agreste pista de tierra nos llevará al lugar donde se encuentran las ruinas de lo que fue el antiguo faro del siglo XIX del que sólo quedan las instalaciones anexas a la desaparecida torre de la linterna que se encontraba por delante de estas. Desde aquí observaremos un hermoso paisaje marino y rocoso y de toda la costa de Oia. Hacia el norte tendremos a un paso las Islas Cíes y un poco más a la derecha veremos Punta Lameda, la silueta inconfundible de Monteferro y las Islas Estelas. Al este tenemos la Fortaleza de Monterreal situado en Baiona, villa donde desembarcó la , en su retorno del mal llamado descubrimiento de América.

Este lugar fue antaño un basurero, donde se quemaba artesalnamente toda la basura de las villas próximas.

Más fotos

Localización – Mapa

4 comentarios

  1. Hola! Antes de hacerte una pequeña consulta, felicitarte por toda la fuente de información que he podido encontrar por aquí y por la cantidad de imágenes que tienes y que me han encantado
    Estoy tratando de poner orden en mis fotos de estas vacaciones y me gustaría, a poder ser, que me indicaras si la segunda imagen que hay en esta entrada, la foto tomada desde el Faro, la isla que se ve al fondo, es la Isla de San Martiño, verdad?
    Y respecto a la 3ª imagen, qué restos son?
    Muchísimas gracias por tu respuesta y por toda la información que he encontrado por aquí y de nuevo FELICIDADES por las magníficas imágenes
    Un saludo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *