Iglesia de San Andrés de Abelenda das Penas | GALICIA MAXICA

(Más fotos aquí)

En la comarca de O Ribeiro existen una buena cantidad de iglesias que conservan parte de su estilo románico original. Una de ellas es la de Abelenda, que se ubica en la parroquia del mismo nombre. En este conjunto artístico encontramos varios elementos de gran interés y de edad desconocida. En primer lugar tenemos el antiguo cruceiro que se encuentra en la explanada y que podría ser del siglo XVII. En su base una extraña pila de piedra hace a modo de altar. La iglesia que es rodeada por un recinto amurallado de sillares, data del siglo XII y conserva parte de su estilo primitivo. Es de una sola planta y tiene ábside rectangular. En su portada presenta un arco apuntado, propio ya del estilo gótico o del románico tardío. En su tímpano se dibuja una cruz también de tendencia gótica que podría interpretarse como una Cruz de Malta, propia de órdenes religiosas, como la de los Templarios o mismo la de San Juan. Hay quién dice que la iglesia pudo estar fundada por alguna de estas órdenes. Dos pares de columnas, que no están adosadas, sujetan el arco de dos arquivoltas que es adornado con motivos geométricos y con billetes en el exterior. Las bases se encuentran muy deterioradas y en los capiteles se adivinan bolas y motivos vegetales. Arriba de todo una espadaña barroca de doble campanario con una pequeña cruz, muy común en esta comarca, corona la fachada. Los muros laterales conservan algunos curiosos canecillos. También son visibles en estos muros los tímpanos primitivos sobre la puerta sur y de la puerta norte, aunque en este no exista hoy puerta alguna. El ábside es añadido posteriormente y no presenta más motivos decorativos que un contrafuerte lateral.


Pero no solo el antiguo templo nos llamara la atención ya que el atrio de la iglesia cobija varios motivos de origen ancestral. En la parte norte existe una sarcófago antropomorfo labrado en una roca. Es difícil precisar la antiguedad y a quién perteneció.
El atrio sur está plagado de tumbas en forma de cementerio de los últimos dos siglos. Algunas incluso pegadas a los muros de la iglesia. Pero son algunas de estas lápidas las que nos llamarán la atención. Existe una que podría ser la piedra inferior de una puerta de una vivienda castrexa o incluso romana ya que presenta la hendidura común en estos tipos de viviendas para el anclaje de las puertas, auqnue también podría tratarse de otra vivienda “más moderna”. Otras también muestran extrañas marcas y su estado denotan una gran antiguedad. Hay quién asegura que en las inmediaciones podría haber existido presencia romana en forma de alguna pequeña villa o campamento debido a la abundancia de tégula encontrada en los alrededores y seguramente en base de estas lápidas, lo que es muy probable ya que en las cercanías existen los restos de diversos castros, como el de Abelenda o el de A Cidade. La existencia de estos atraería a buen seguro la presencia apaciguadora de los romanos. Además, una gran cantidad de iglesias gallegas se sitúan encima de este tipo de emplazamientos castrexos y romanos, quizás para apagar y evitar la expansión de los cultos paganos que estos lugares atraían por sus piedras, ruinas y leyendas.

 

Localización – Mapa

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete solo con el correo electrónico!
Happy Galicia Máxica